Kiva.org

Hace ya tres años que soy miembro de KIVA, una plataforma de préstamos fundada por Matt Flannery y su esposa Jessica en 2005, que permite a personas del primer mundo prestar a “pequeños” emprendedores en los países en vías de desarrollo. Kiva opera en el sector de las microfinanzas y trabaja con una creciente red de MFI (Instituciones de Micro Finanzas) en más de 40 países. Esta red de MFIs publica los perfiles de los emprendedores que demandan un préstamo en la web. Usuarios de internet en Estados Unidos, Europa y Canada entre otros conceden pequeños préstamos via Paypal a estos negocios que los emprendedores pagan a los prestamistas en un período medio de un año.

Desde sus inicios Kiva ha financiado más de 250.000 proyectos por un importe superior a los 200 millones de euros a través de más de 500.000 prestamistas.

Os recomiendo leer con detalle el caso que ha publicado la revista “innovations” del MIT escrito por el propio fundador quien relata como surgió la idea y como se puso en práctica gracias a la visión y la pasión que puso en el proyecto el matrimonio.

La evolución de Kiva, comparte muchas de las lecciones y recomendaciones que todo proyecto ambicioso debe tener en cuenta, además de unos valores que en este caso aún lo hacen mas detacable si cabe.

La incorporación al equipo fundador de terceras personas con experiencia y aptitudes complementarias pero con los mismos valores como fue el caso de Premal Shah. Premal, actual presidente, venía de Paypal y con su empuje y experiencia ayudó a que el proyecto saltara de dimensión. La creación de un consejo asesor de primer nivel casi desde el principio que le dotó de solidez, confianza y contactos. Entre otros incorporó al fundador de Linkedin, Reid Hoffman. O la creación de un modelo de negocio escalable gracias a la tecnología que permitía gracias a un sistema autogestionado llegar de una forma eficiente a miles de personas ofreciendo la información de forma transparente.

Pero sobre todo la creación de un proyecto con SENTIDO. Donde todo el equipo que forma parte de Kiva cree en lo que está haciendo y observa que su trabajo tiene un impacto real en la sociedad.

Las Microfinanzas han surgido a la luz en gran parte gracias al reconomiento con el Nobel de la paz al trabajo de Muhammah Yunus quien a través de su banco Grameen creo la figura de los microcréditos en Bangladesh. Financiar con pequeños importes a los más pobres y en muchos casos a los más invisibles de la población (las mujeres) para que mediante su trabajo prosperen y salgan de la pobreza.

Kiva han ido un paso más allá introduciendo gracias a las ventajas que ofrece internet la figura de la finaciación peer 2 peer. Persona a persona. Propiamente no es así ya que los fondos se canalizan a través de estas instituciones de microcréditos, pero si que permite tanto al prestamista conocer a quien se da el dinero pudiendo segmentar por país, sexo o tipo de negocio entre otros. Como a los proyectos tener un acceso a unos recursos de fuera de su entorno.

Share
This entry was posted in 1 Ideas y energías, Emprendedores and tagged , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply